Saltar al contenido

Origen y conocimiento de la historia del Ajo Negro

El ajo negro es originario de Japón y se cultiva en España. Su obtención implica un proceso de fermentación controlada durante 30 días, seguido de una oxidación en salas acondicionadas durante unos 45 días, lo que le da su característico color negro. Tiene un sabor suave y dulce, y su textura es blanda y cremosa, perfecto para cocinar y untar. Se utiliza ampliamente en la cocina profesional y se considera un superalimento debido a sus numerosos beneficios para la salud, como la regulación de la presión arterial y el fortalecimiento del sistema inmunológico.

Índice de lo que verás en este Post

Origen del ajo negro

El ajo negro, aunque originario de Japón, ha sido cultivado en España y ha ganado popularidad debido a su sabor distintivo y a sus beneficios para la salud. Su proceso de obtención difiere del ajo blanco, ya que implica una fermentación controlada durante aproximadamente 30 días.

Proceso de fermentación

El ajo blanco se somete a un proceso de fermentación en el cual se controla cuidadosamente la temperatura y la humedad. Durante este periodo, se produce una serie de reacciones bioquímicas que transforman el ajo blanco en ajo negro. Este proceso, conocido como reacción de Maillard, es responsable de la formación de compuestos que le otorgan al ajo negro su sabor suave y dulce.

Cambios de color y aspecto

A medida que avanza la fermentación, el ajo blanco experimenta cambios en su aspecto y color. Los bulbos de ajo, inicialesmente blancos, adquieren una coloración más oscura a medida que se transforman en ajo negro. Después de completar el proceso de fermentación, los bulbos de ajo adquieren un tono completamente negro.

El ajo negro presenta una textura blanda y cremosa, lo que lo convierte en una opción ideal para untar o cocinar. Este producto, utilizado tanto en la cocina profesional como en la cocina asiática, ha sido difundido en América del Norte y en Europa.

Beneficios del ajo negro

El ajo negro no solo es conocido por su sabor único y dulce, sino también por sus numerosos beneficios para la salud. A continuación, se enumeran algunas de las propiedades beneficiosas más destacadas del ajo negro:

Ajo-negro-y-cascara

Regulación de la presión arterial

Consumir ajo negro de forma regular puede tener un efecto positivo en la regulación de la presión arterial. Se ha demostrado que sus componentes activos ayudan a dilatar los vasos sanguíneos y a promover una circulación saludable, lo que puede contribuir a mantener la presión arterial en niveles adecuados.

Prevención de la hipertensión

Gracias a su capacidad para regular la presión arterial, el ajo negro también puede ser beneficioso en la prevención de la hipertensión. Incorporarlo en la dieta diaria puede ser una forma natural de mantener la tensión arterial bajo control y reducir el riesgo de desarrollar problemas relacionados con la presión arterial alta.

Regulación del azúcar en sangre

El consumo de ajo negro puede ser de ayuda para regular los niveles de azúcar en sangre. Algunos estudios sugieren que sus compuestos bioactivos pueden mejorar la sensibilidad a la insulina y favorecer un metabolismo adecuado de los carbohidratos, lo que puede ser beneficioso para las personas con diabetes o prediabetes.

Fortalecimiento del sistema inmunológico

El ajo negro es conocido por su capacidad para fortalecer el sistema inmunológico. Su contenido en antioxidantes y compuestos sulfurosos contribuye a mejorar la respuesta del sistema inmunitario frente a infecciones y enfermedades, ayudando a mantenernos sanos y protegidos.

Reducción del colesterol malo

Uno de los beneficios más destacados del ajo negro es su capacidad para reducir el colesterol LDL, conocido como colesterol ‘malo’. Sus compuestos activos pueden ayudar a disminuir los niveles de colesterol en sangre, contribuyendo así a mantener una salud cardiovascular óptima.

Otros beneficios y usos del ajo negro

Además de los beneficios mencionados anteriormente, el ajo negro también se ha asociado con otros efectos positivos para la salud. Entre ellos se incluyen la ayuda en problemas respiratorios como el asma, el efecto energizante que puede proporcionar cuando se consume en ayunas, y su capacidad para actuar como diurético natural.

El ajo negro en la cocina

El ajo negro, con su sabor único y sus propiedades beneficiosas para la salud, se ha convertido en un ingrediente muy apreciado en la cocina profesional. Su suavidad y dulzura lo convierten en un condimento versátil para una amplia variedad de platos.

Uso en la cocina profesional

Los chefs de todo el mundo han descubierto las cualidades gastronómicas del ajo negro y lo utilizan para dar un toque especial a sus creaciones culinarias. Su sabor suave y dulce se combina bien con una amplia gama de ingredientes, desde carnes y pescados hasta vegetales y salsas.

El ajo negro puede ser utilizado de diversas formas en la cocina profesional. Puede ser incorporado en salsas y aderezos para realzar su sabor y aroma. También se puede untar sobre pan o tostadas como una deliciosa alternativa al ajo blanco. Además, puede ser utilizado como un ingrediente clave en marinados, guisos y platos de arroz.

La versatilidad del ajo negro en la cocina profesional ha llevado a su creciente popularidad en restaurantes y establecimientos de alta cocina en todo el mundo. Los chefs valoran su sabor único y su capacidad para agregar un toque distintivo a sus platos, sorprendiendo a los comensales con nuevas y emocionantes combinaciones de sabores.

Ajos-negros-con-cascara

Influencia asiática y difusión en América y Europa

Aunque el ajo negro tiene sus raíces en Japón, su influencia se ha extendido más allá de Asia. En Corea, especialmente, se ha utilizado durante siglos en la cocina tradicional, siendo un ingrediente esencial en platos como el kimchi y el bulgogi.

En los últimos años, el ajo negro ha ganado popularidad en América del Norte y Europa. Los chefs y amantes de la gastronomía han descubierto su sabor único y sus beneficios para la salud, y lo utilizan cada vez más en sus preparaciones culinarias.

La difusión del ajo negro en América y Europa ha llevado a su presencia en una amplia gama de platos y estilos de cocina. Desde restaurantes de alta cocina hasta puestos callejeros de comida, el ajo negro ha encontrado su lugar en las mesas de todo el mundo.

¿Quieres saber más sobre el ajo negro? da clic en alguno de los siguientes posts que hemos creado para ti: